21/9/07

La isla del Trebol

Recuerdo hace demasiados años en Dublín.
Con mi ingénua mirada paseaba el mundo, que era más ancho y ajeno si cabe que el que tenemos ahora.
Diecinueve años y un autobús con destino a Grafton Street. Un billete de diez libras no le sirven al conductor, demasiado dinero, así que una desconocida me da, creo que una libra, sin aceptar más propina que mi sonrisa.
Como cambio una moneda en la que había un toro y aún sigo preguntándome qué tiene que ver el toro en la cultura irlandesa.
Las cartas que llegaban de casa me daban una sensación agridulce, casi tragicómica.
El cartero me veía a través de la ventana, mientras bailaba con los niños “Man in the Mirror”. Me daba la carta y yo me llevaba a los niños a un parque cercano.
Mientras leía-escuchaba la letra de mi madre, ellos se metían en todos los charcos y a mí se me encharcaban los ojos.
¡Qué lejos estaba todo!
Y qué pequeña me veía.
Irlanda es Molly Malone, La hija de Ryan, Grafton Street, Temple Bar…..el window cleaner llamado Brian y de quien aún conservo su número de teléfono en un bono de autobús……..(igual un día le llamo)….el Claddagh ring, una pinta de Guinness y yo llamando a la puerta del vecino, al fin y al cabo todas las casas eran iguales.
Scarlett O’Hara y ese celta amor al terruño, el olor a mar en la bahía de Sandycove, té con leche en Bewleys, y James Joyce, esas colinas esmeraldas como mi Asturias del alma…..
Irlanda es Eire, es Invierno .

PD: He olvidado mencionar el día en que me encontré con un hada, un día espantoso de lluvia, apunto de perder el autobus y con tremendo gripazo.Era una viejecita que me dijo que aquél no era un buen día para mí.
En aquél país las viejecitas que te hablan con algo de misterio son hadas.

PDI: Debe ser la magia celta. Si yo me encontré un hada, una amiga mía se encontró con una familia de gnomos en el tren.
Según confesó después, tal hallazgo se produjo sin las mermadas facultades que las pintas de Guinness producen.

PDII: La canción que querías que escucharáis es All the lies that you told me .
Me recuerda a Irlanda y a los mentirosos

"All the lies that you told me, all the tears that I've cried
All the loving you gave me, it was a lie
I could never imagine, when I felt so high
That there could be somebody new
Better than you in my life"

5 comentarios:

claudia dijo...

Qué bien hablar de esas hadas que todos nos encontramos en los buses. Son universales. Au pair en Eire, que bonito. Yo fui au pair de hamburguesas en un pueblito cercano a Oxford, 19 años también.

L.V. dijo...

hay lugares en los que las hadas forman parte del ambiente...

...y los pasamos de largo sin mirar ni un instante hacia atrás.

EL MUNDO: ¡¡ES TAN GRANDE Y NO PODEMOS PERDERNOS!!!

Bluemoon dijo...

Claudia: Tiene buena pinta lo de Oxford. Yo cuidaba de 4 niños rubísimos y jugaba a las adivinanzas cada vez que me hablaban en su inglés monosilábico.

l.v.:Tienes razón.No concivo Irlanda sin esa magia.La posibilidad de encontrarte con un hada hace un viaje de lo más especial.Pero sólo uno ve magia cuando quiere ver magia.
Besos.

James Joyce dijo...

Lo de las pintas de Guinness ya es una buena razón para ir a visitar Irlanda, aunque yo prefiera Paulaner.
Y ya puestos, observar si los dublineses se parecen a como los describía James Joyce.
Tan sólo una pega: me dijeron que se come más bien mal... :S

Yo para eso, soy cien por cien Asturias. Y aunque no tengan una estatua de Joyce, tienen la de Woody Allen. Y el ambiente que se respira es de tranquilidad.

Saludos desde el Mediterráneo.

Bluemoon dijo...

Gracias Joyce por tus mediterráneos saludos, ahora que el viento sopla y las mañanas son de variable nubosidad se agradece.
No sé cómo describe Joyce a los dublineses, intenté en vano leer el Ulises pero las 2 primeras páginas me parecieron un obstáculo infranqueable, y mira que lo intenté de verdad. Lo mismo me ha pasado con otros libros.No concedo más tregua que 2 hojas ;).
Ah¡ la estatua de Woody Allen, tengo una foto con él/ella(Woody-estatua). Ahora el pobre anda algo herido, le han quitado las gafas y le han pintado los morros. Pero en la foto que yo tengo luce ideal.Hacemos una extraña pareja.
No he vuelto a beber una guinness desde que estuve en Irlanda. Debe darme miedo que surja el encantamiento y me rodeen las hadas.
Cantábricos saludos a todos