24/10/07

¿Qué es?

"Había contado las nubes que le llevaban a él, pero el viento sopló fuerte y las difuminó.

-¿Cómo encontraré el camino hacia ti?- se preguntó.

Cerró los ojos.
Aupó su no-chata nariz para descubrir que el olor a mar le llevaría hasta sus brazos."

13 comentarios:

CurroClint dijo...

Posiblemente sólo tú lo sepas... Pero el olor a mar siempre guía, lo malo es que el viento venga en contra, e igual que difumina las nubes, trae diferentes olores. Y es que el viento es caprichoso... Besos

Bluemoon dijo...

Saberlo sí lo sé yo, pero creerlo, imaginarlo lo hacéis el resto. Y a veces éso es lo más interesante: cuando termina la creación del emisor comienza la del receptor
Saludos

Juan Manuel Macías dijo...

Difícil acertijo. En el mar están todos los posibles caminos que pueden llevar de camino a casa, o todos los laberintos, como ya creyeron antes Ulises y D. Antonio Machado. Saludos.

Marta L. dijo...

No sé qué pensar... ¿Es personal? Imagino que no. Me gusta.

Bluemoon dijo...

¿Personal la autoría o personal el acertijo?.

En fin, veo que nadie se lanza. Es más sencillo de lo que parece pero esperaré un poco a dar el resultado

CurroClint dijo...

Jajajajjaj... Qué intriga estás creando... Veamos: podría decir la lluvia, el río... Pero demasiado simple y no cumple todos los requisitos. Lo de no-chata nariz es la clave... Puf. Algo que por instinto va hacia el mar, donde tiene lo que busca... El salmón no tiene una nariz especial... No... ¿Algún pájaro tal vez? No, tampoco... ¿Una tortuga de mar recién nacida? Que noooo... Pero si es fácil! Pues no lo veo... ¿Un/a enamorado/a que espera a su amor en la playa y se parece a Cyrano?. En fin, me planto.

Daeddalus dijo...

Humm, releo y releo, pero algo se me escapa.

Bluemoon dijo...

Pues...tachán,tachán.....la respuesta es el horizonte.
No ha habido ganadores.
El premio ha quedado desierto aunque gracias por la lectura.
Y es cierto, Juan Manuel, que en el mar están todos los posibles caminos. Eso me ha recordado al Libro de Apolonio

Daeddalus dijo...

Que fácil resulta ahora que lo has desvelado, jajaja, pero lo cierto es que no se me había ocurrido pensar en el horizonte.

Bluemoon dijo...

Pues sí, yo creo que además las mujeres tenemos cierta tendencia a no ver lo evidente y perdernos en el detalle, haciendo mundos parelelos o para-lelos. Qué se yo¡¡¡
Porqué seremos tan complicadas¡¡¡

CurroClint dijo...

Es que no era una adivinanza, ni acertijo ni jeroglífico... Era parte de un cuento. Imposible saberlo si no se ha leído, claro.
Pero gracias por hacer trabajar el cerebro, jajajajaja. Ay. Besos

Claudia dijo...

Yo pensé que era Juan Salvador Gaviota...Que también.

Besos.

Bluemoon dijo...

Pues Claudia, desconocía el libro....yo creo que esto de poner adivinanzas es enriquecedor.
Para quien desconozca quién es Juan Salvador Gaviota:
"Es una gaviota que está aburrida con las disputas diarias sobre el alimento y que tiene una ferviente pasión por volar. Se obliga a sí mismo, aprendiendo todo lo que puede acerca del vuelo, hasta que su desinterés y heterodoxia llevan a su expulsión de la bandada"